EditorialRN

AOMA, Provincia y Newmont- Goldcorp cerraron acuerdo en Cerro Negro

AOMA, Provincia y Newmont- Goldcorp cerraron acuerdo en Cerro Negro

 Tras dos días de negociaciones, la mayor productora de oro del mercado actual se comprometió ante AOMA Santa Cruz y el Estado Provincial a incluir dentro del Convenio Colectivo de Trabajo al personal que se desempeña en la Planta de Agregados de Cemento (CAF). Las operaciones se reanudan en Cerro Negro.
Ayer, la Asociación Obrera Minera Argentina (AOMA) seccional Santa Cruz, el Ministerio de Trabajo y el Ministerio de la Producción de Santa Cruz, junto a la operadora Newmont Goldcorp (Cerro Negro) pusieron fin al último conflicto suscitado en el yacimiento más grande de oro de la Argentina que había paralizado las operaciones.
Tras dos jornadas de intensas negociaciones, desarrolladas en Puerto San Julián, la operadora se comprometió a dar cumplimiento a las leyes laborales vigentes en el país, por lo que el personal que presta servicios en la Planta de Agregados de Cemento (CAF) será incluido en el Convenio Colectivo de Trabajo (CCT). De esta manera, la productora de oro más grande del mercado, anunció la reanudación de sus operaciones en un marco de seguridad hacia el personal.
Javier Castro, secretario general de AOMA, indicó a La Opinión Austral que ante las irregularidades en la planta CAF, “denunciamos ante el Ministerio de Trabajo de Santa Cruz que se trabajaba de forma irregular debido a que el personal no estaba encuadrado bajo un Convenio Colectivo de Trabajo (CCT)”.
Frente a ello, Trabajo implementó un operativo de inspecciones y constató in situ las anomalías denunciadas por el gremio minero. A partir de allí, la autoridad laboral abrió una convocatoria a las partes en conflicto para alcanzar un acuerdo. A lo largo de los 14 días en que se desató la demanda de AOMA, prevaleciendo la integridad de los trabajadores, no correspondió dictar la Conciliación Obligatoria debido a que “no había conflicto laboral, sino que se trató de un incumplimiento de la empresa”, aseveró el secretario general.
“Es difícil sostener una relación con una operadora en el que sus directivos pretenden encontrar soluciones desde otros países, pues desde la lejanía en que se encuentran no comprenden lo que sucede en el terreno”, se quejó una vez más Castro sobre las prácticas que Newmont-Goldcorp implementa en Cerro Negro.
Así dadas las cosas, la operadora debió enviar a sus representantes para conformar una mesa de trabajo junto al Estado Provincial y la entidad sindical de primer grado.
“Hubo dos días de duros cruces, ya que la empresa se mostraba esquiva a dar soluciones, pues barajaron la posibilidad de licenciar a todo el personal y pretendían difundir ante la sociedad que los trabajadores éramos los culpables de la situación”, describió Castro a LOA, sin perder de vista que la responsable de garantizar las medidas de seguridad es la parte empleadora.
Para los mineros, el rol que cumplió el Ministerio de Trabajo fue “decisivo, ya que los técnicos que inspeccionaron las áreas de trabajo constataron que los incumplimientos debían ser solucionados y se lo transmitieron claramente a los niveles gerenciales que se hicieron presentes en esta mesa de debate”.
Superadas las diferencias, la empresa se comprometió a incorporar al “Convenio Colectivo de Trabajo todas las demandas que realizamos”, anunció Javier Castro, e indicó que bajo ése compromiso empresarial “se retomen las tareas laborales en lo inmediato, se trata de una buena voluntad que dimos desde AOMA para que nadie ponga en duda que nuestro objetivo siempre es trabajar bajo las condiciones de seguridad”.
Provincia
En tanto, el ministro de Trabajo, Teodoro Camino, señaló a LOA que lo sucedido en Newmont- Goldcorp “era una situación de una gran irregularidad, pues el personal de la planta CAF no estaba registrado en la ART”, precisó.
Asimismo, destacó que “se acentúa la labor desplegada en conjunto entre el Ministerio de Trabajo, el Ministerio de la Producción y AOMA, estas acciones permiten garantizar al trabajador que se desempeñará en un ámbito laboral en el que se cumplan todas las condiciones de trabajo en una actividad que de por si tiene implícito un alto riesgo”. (La Opinión Austral, Santa Cruz)