EditorialRN

Pronostico reservado para la industria metalurgica

Pronóstico reservado para la industria metalúrgica

No habría mejora de producción y empleo este trimestre. La producción del sector cayó en la segunda mitad de 2018, igual que el empleo y la inversión. Empresarios creen que la situación no variará en el primer trimestre.
Cuatro de cada diez empresas metalúrgicas trabajaron con rentabilidad negativa, esto es con pérdidas, durante los últimos seis meses, en un contexto en el que la producción se contrajo 7,1%, el empleo bajó 3,7% en julio- diciembre de 2018 en relación al mismo período del año anterior y también retrocedió la inversión.
Con este panorama las perspectivas para el 1° trimestre de este año no son muy alentadoras. El 52% de las empresas prevé una disminución en su producción y, en contraste, sólo el 19% estima que la actividad crecerá.
En cuanto al empleo, el 58% de los empresarios no espera modificaciones en su plantilla, mientras que el 35% de ellos cree que habrá una disminución y apenas el 8% tiene expectativas de incremento. Los datos corresponden al último informe de coyuntura elaborado por la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina (Adimra), con datos a diciembre de 2018, que incluye también una encuesta sobre las expectativas empresarias para el primer trimestre de este año.
La actualidad sectorial confirma los datos del Indice de Producción Industrial (IPI) manufacturero, difundidos por el Indec. Allí quedó claro que en diciembre la producción de Maquinaria y equipos cayó 29,4% interanual, mientras que equipos, aparatos e instrumentos mostraron una baja de 31,4% y Autos, carrocerías y autopartes el 25,1%.
Según el relevamiento de Adimra, en el segundo semestre de 2018 la producción metalúrgica registró una disminución de 7,1% en comparación al mismo lapso de 2017, acumulando en el año una caída de 3,4%. Además, con 53,5% la industria metalúrgica es una de las que muestra menor utilización de capacidad instalada entre todos los sectores industriales. Todos los segmentos de la ac- tividad cayeron en el segundo semestre de 2018 -índice de difusión igual a cero-, con algunos retrocesos notorios como en carrocerías, remolques y se- mirremolques (20,1%) y maquinaria agrícola (15,7%), y bajas menos pronunciadas en Equipos y aparatos eléctricos (6,8%), Otros productos de metal (5,9%) y Autopartes (3,9%).
El estudio destaca el impacto de los costos energéticos y de los insumos siderúrgicos en la actividad metalúrgica, que sumado a la caída de la demanda y la elevada capacidad ociosa, derivó en una menor disposición a invertir. “En el marco de un escenario recesivo para el sector a nivel general en el segundo semestre de 2018, el porcentaje de los ingresos por ventas destinado a inversión cayó a 4,9% y se ubicó en 5,3% para el promedio de 2018”, indica el informe. En el 2° semestre de 2017 la inversión había llegado a 7,2% de los ingresos por ventas. (El Cronista, Buenos Aires, 11/02/19)